Artículos‎ > ‎

ANTEL lucra con su monopolio de telefonía fija por Oscar N. Ventura

publicado a la‎(s)‎ 11 abr. 2013 7:07 por Semanario Voces
 

 

Alfredo es amigo en Twitter. Nos peleamos a menudo. Y me pide opinión (lo hará con todos, claro) sobre un tema que no domino. Pero sobre el que, como buen uruguayo, tengo opiniones y las defiendo tercamente. Y como esto es como es, pues me tira a los leones. Y digo que si Pérez Reverté puede discursear desde el bar de Lola, bien puedo yo hacerlo desde Voces, un lugar harto más respetable.

ANTEL Arena. ¿Es constitucional que Antel construya y eventualmente opere un estadio? Antel, Servicio Descentralizado, debe regirse por el Art. 190 de la Constitución, que no le permite incursionar en actividades distintas a su rubro específico. Así que, nones. Pero es marketing, propaganda, dice su Presidenta. Pues entonces, también invertir en trenes, aviones o lupanares lo sería. O sea, cualquier cosa. Difícil que la Constitución quiera eso.

No es el negocio de ANTEL. Telecomunicaciones lo es, no ladrillos, aviones o cantantes. ANTEL lucra, en buena parte, con su monopolio de telefonía fija y cuasimonopolio de internet. Así que sus ganancias no son tales. Quiero ADSL, muero allí. No tengo un competidor bueno, bonito y barato, porque el gobierno (de quien ANTEL es parte) no me lo permite. Pago lo que me piden o no tengo. ¿Por qué ANTEL no invierte en más tecnología, más ancho de banda, precios más bajos, en lugar de ladrillos? Política y aspiraciones.

¿Por qué ANTEL ayuda a la IM a reconstruir el Cilindro? Parece ser un caso de afinidades electivas. La IM recauda “solo” unos 550 millones anuales, pero los gasta improductivamente (y pide prestado para obras como el corredor Garzón). Pero, en lugar de ofrecer condiciones atractivas para que un privado se sienta tentado, recurre al único servicio descentralizado o ente no deficitario, ANTEL, para que ponga los fondos. Claro, es del Estado, y por tanto no se fija si la ecuación económica funciona, como necesariamente hace un privado. Alcanza con subir precios a los otros clientes, que no pueden más que pagar.

¿Precisa Montevideo un auditorio de esa dimensión? Si, precisa. Lo que no precisa es una campaña política de apoyo a la IM con dinero que en una gran parte proviene del interior del país. Legítimamente todos los Departamentos podrían pedirle a Antel un par de millones de dólares para obras, en lugar de gastar 40 o 50 en Montevideo.

¿Es una prioridad en estos momentos? Quizá no, pero ¿era el Solís una prioridad en momentos como aquellos? ¿El auditorio del Sodre? La cultura y el deporte siempre son prioridades, pero de las profundas, importantes pero no urgentes.

¿Hay que gastar ese monto en un edificio así? De nuevo, depende. 40: USD son al menos 20 nuevas escuelas de tiempo completo, 40 km de nuevas carreteras, 80 km de reparación de vías nacionales, unos 400 km de reparación de caminos rurales.

Sería bueno, si se construye y da ganancias, repartir estas en obras en el interior del país. Después de todo, serán los paisanos los que le permitan a los montevideanos disfrutar de la enésima despedida de Los Olimareños.

Comments