Artículos‎ > ‎

NUEVO DICCIONARIO MILITAR DE LA LENGUA ESPAÑOLA Por Daniel Feldman

publicado a la‎(s)‎ 9 sept. 2011 8:26 por Semanario Voces
 

CREDO QUIA ABSURDUM

Lo creo porque es absurdo - Tertuliano

 

Así como dicen que la música militar es a la música lo que la justicia militar a la justicia, parecería que estamos en condiciones de innovar en otra área: al parecer, la Real Academia de la Lengua Española será sustituida en sus funciones por un tribunal militar que instruirá sobre la etimología de nuestra lengua, el cual tiene como principal candidato a presidirlo al Capitán de Fragata Sergio Bique, Jefe del Departamento de Relaciones Públicas de la Armada.

 

Todos seguimos conmocionados por los hechos acaecidos ya hace un tiempo en Haití y que recién se conocieran, donde un grupo de integrantes de los “cuerpos de paz” de nuestra Armada abusaron de un joven haitiano.

No podemos decir que son nostálgicos, ya que todos ellos nacieron después de que las Fuerzas Armadas de nuestro país asumieran el rol de opresores de la sociedad. Daría para un estudio sociológico y psicológico el internarse en las causas de dicho comportamiento, que según muchos, es bastante habitual en las FF.AA., usado sobre todo como especie de ceremonia de iniciación.

Pero no nos vayamos del tema. El Cap. Bique fue entrevistado por el periodista Emiliano Cotelo (En Perspectiva, AM 810, 05/09/2011). Veamos la transcripción de un trecho de la entrevista:

Emiliano Cotelo - El video fue grabado efectivamente dentro del destacamento.

Sergio Bique – Eso es correcto, sí señor…

EC - …Se ve que ese joven está siendo forzado a permanecer boca abajo en el piso, está siendo retenido en esa posición, y después aparece toda una zona confusa a propósito de si se produce o no se produce una violación, ¿ese último punto está esclarecido?

SB - Está esclarecido, sí señor. Dentro de estas conclusiones del informe preliminar de Naciones Unidas [se determinó que] sí se violó el código de conducta y se descartó la intención de abuso sexual por parte de los involucrados. O sea, si se descarta el abuso obviamente la violación está descartada de plano.

EC - ¿Qué hay que entender entonces, que eso era una broma de mal gusto o algo por el estilo?

SB - Sí señor, fue una broma de mal gusto con la previa violación de los códigos de conducta que establecen claramente que no puede haber civiles sin identificación dentro de los recintos de Naciones Unidas, y los que tienen identificación deben estar realizando una tarea específica, en un horario específico y por un tiempo específico. No era el caso de este joven haitiano.

Entonces, para el jefe de RR.PP. de la Armada, estamos ante una broma de mal gusto, no ante un hecho deleznable y que muestra la bajeza de ciertos individuos, muy “machos” cuando se trata de someter entre varios a un joven totalmente indefenso. Pero además, ¿cuál es el quid del asunto para el capitán Bique? No se violó el derecho del joven haitiano a no ser vejado; no, lo que se violó es el código de conducta que establece “claramente que no puede haber civiles sin identificación dentro de los recintos de Naciones Unidas”. No importa qué pasó después, no importa si se abusó del civil, si se apeló a la brutalidad, lo que sí importa es que había un civil (vade retro Satanás) dentro de las instalaciones.

Más adelante, refiriéndose a que se comprobó que “no hubo abuso sexual” se dice lo siguiente:

EC - O sea que incluso habiéndose comprobado que no habría habido abuso igual la sanción puede ser la baja deshonrosa.

SB - Eso es correcto, porque si bien no hubo un abuso hubo un uso desmedido de fuerza y una seria violación a este código de conducta que no permite la presencia de civiles adentro de establecimientos de Naciones Unidas.

En un nuevo aporte a nuestra lengua, el capitán Bique nos ilustra respecto a que no hubo abuso, sino simplemente un “uso desmedido de la fuerza”. ¡Qué lindo idioma el español militar! ¡Morite Cervantes, qué venís a joder!  Si acá tenemos a Bique, que nos enseña que usar desmedidamente la fuerza (entre varios y contra un indefenso) no es un abuso sino simplemente un uso desmedido de la fuerza. ¡No es tortura señor, es apenas un leve apremio físico o un pequeño exceso!

¿No estamos ante un abuso de todo tipo, incluido el sexual? ¿O para hablar de la existencia de abuso sexual es necesario que haya existido una penetración? ¿No se ve claramente en el video al joven haitiano en una posición de sometimiento sexual violento?

La verdad, creo que estamos en hora de que toda la sociedad pueda aportar y decidir sobre qué Fuerzas Armadas queremos, con qué tipo de formación y para qué. Más allá de que pueda sonar utópico, creo que también deberíamos discutir si realmente necesitamos fuerzas armadas (y que me perdone el novel ministro, no le estoy haciendo el mandado a nadie). Sería bueno que esos valores que pide el Presidente se inculquen en la sociedad, no se detengan en las puertas de los cuarteles, y que sus voceros no sean meros defensores de intereses corporativos (no sólo en los sindicatos existen estos intereses).

 El suceso recorrió el mundo; capaz que ahora, gracias a esos jóvenes oficiales que hicieron una “broma pesada” y apenas un “uso desmedido de la fuerza”, podamos aspirar a competir con los soldados yanquis que filmaban las atrocidades y vejámenes que cometían en Afganistán o Irak. En fin, cosas veredes…

Mención  aparte merece la conferencia de prensa que brindaron el secretario de la Presidencia Dr. Alberto Breccia y el pro secretario, Dr. Diego Cánepa, posteriormente a la reunión del Consejo de Ministros del pasado lunes.

Preguntado Breccia sobre cómo había reaccionado el presidente Mujica ante el informe de los sucesos respondió lacónicamente que “escuchó atentamente”… y en eso, bajito y como al oído, se oye la voz de Cánepa diciéndole “más bien de repudio”. Espero que hayan sucedido ambas cosas; que el Presidente haya escuchado atentamente y manifestado su repudio; por el bien de todos nosotros. Capaz que justo luego de que Mujica escuchara atentamente Breccia tuvo que salir de la reunión por algún instante y se perdió la parte a que hizo mención Cánepa… capaz… ojalá

 

Comments