Cultura‎ > ‎

la columna de LIBRUMFACE: Constanza Moreira pone la campaña electoral al rojo vivo

publicado a la‎(s)‎ 10 may. 2014 14:50 por Semanario Voces


Los diferentes grupos políticos que apoyan la candidatura de Constanza Moreira cambiaron el rumbo de una campaña electoral que giraba alrededor de cómo destruir o, por lo menos, ridiculizar cualquier declaración de Tabaré Vázquez (tarea que les estaba resultando muy sencilla últimamente). En efecto, durante la última reunión del comando de campaña de Moreira, se discutió parte de la plataforma política y de allí surgió la propuesta que provocó la inmediata reacción de los principales actores de las elecciones: en el caso de que la sociológa accediera a la presidencia, promoverá una ley que prohíba todo tipo de publicidad de las empresas monopólicas del Estado, así como también en los ministerios, durante el período electoral. “Triste demagogia”, “búsqueda del voto fácil”, “vergonzoso”, son sólo algunos de los adjetivos que recibió de todo el espectro político uruguayo.

 

El proyecto de ley que se remitiría al Parlamento, desde una eventual presidencia de Moreira, señala en su parte medular que se prohibirá todo tipo de pieza publicitaria de cualquier empresa del Estado que ejerza monopólicamente en nuestro país, durante el período electoral. En la exposición de motivos se entiende que esa publicidad puede ser utilizada como forma de promover al partido de gobierno utilizando los dineros de todos los contribuyentes. Asimismo, se incluirá en esa lista de prohibiciones a los ministerios aclarándose que, en la reglamentación de esta ley, se incluirán las excepciones que sean menester (a modo de ejemplo, una campaña de vacunación del Ministerio de Salud Pública). La ley tendrá también, en su articulado, un capítulo dedicado a otros gastos excesivos de ciertos sectores del aparato gubernamental, durante el mismo período de tiempo.

 

Tras conocerse los detalles de esta ley, los diferentes sectores políticos reaccionaron inmediatamente. Desde el oficialismo, el asesor de campaña Esteban Valenti calificó la propuesta de “tristemente demagógica”. “Si Constanza piensa llevar la campaña a ese nivel, le voy a tener que sugerir a Tabaré que prometa a la gente que podrá teletransportarse a partir del 2015. Yo soy muy frontal, vos lo sabés, y no tengo empacho en decir que me apena que se esté llegando a tal grado de desesperación para conseguir un voto, y más viniendo de una compañera”, concluyó. En la misma mesa del café donde entrevistamos a Valenti, se encontraba el dirigente político y mascota no oficial de la selección uruguaya Pato Celeste, junto a un grupo de amigos, quién agregó a lo señalado por Valenti “cuac, cuac, cuac, cuac”. Nos retiramos inmediatamente después de que Valenti nos soltara el brazo, al cual estuvo aferrado desde el principio del encuentro.

 

Tampoco hubo silencio en el Partido Nacional. Allegados al precandidato Luis Lacalle Pou hicieron saber el malestar por lo que calificaron como “propuesta irracional de Constanza Moreira”. “Es lamentable que cualquiera pueda prometer cualquier barbaridad, fuera de toda lógica, además es fácil hacerlo sabiendo que no va a ganar las internas. Está bien que nos dijeron que hiciéramos campaña por la positiva y nos centráramos en nuestras propuestas sin mirar lo que hacen los demás, pero mamarrachos como estos son ineludibles”, señalaron. Por su parte, el Dr. Jorge Larrañaga, respondió a nuestra pregunta con un lacónico “no puede ser, no puede ser”, no pudiendo determinar si se refería al proyecto de la precandidata de izquierda o a los resultados de la última encuesta que tenía en sus manos.

 

En el Partido Colorado también fueron críticos sobre el tema. El candidato del PROBA a la presidencia, José Amorin, fue quizás el menos duro con Moreira: “uno que viene corriendo de atrás en las encuestas, sabe que a veces se debe prometer un poco de más para tratar de acercarse a los que lideran, pero esto es excesivo. Y se lo está diciendo una persona que propone eliminar el IRPF en un país con déficit fiscal, ¡cómo será la cosa! (risas)”. El también precandidato del Partido Colorado, Pedro Bordaberry, señaló al respecto: “esto es una cuestión de prioridades. Viendo que en el Uruguay hay dos rapiñas cada diez minutos (o una cada cinco, como quiera verlo), con un país gobernado por la delincuencia infantil, detenerse en una nimiedad como la que plantea la socióloga Moreira es, por decirlo elegantemente, vergonzoso”. Mientras entrevistábamos a Bordaberry, pasó por detrás del candidato Manuel Flores Silva, quien se limitó a emitir una frase que no logramos establecer si hacía referencia a nuestra consulta: “soy de izquierda”.

 

Finalmente, fuimos tras la opinión del líder de los independientes, el Dr. Pablo Andrés Mieres. Muy ofuscado nos respondió que su partido ya había incluido  una propuesta similar en su programa de gobierno, presentado hace más de un mes. Sin que estado de ánimo se suavizara en momento alguno, señaló que no termina de entender porque nadie fue a consultarlo sobre el tema y ahora sí. Nosotros tampoco lo entendimos, más teniendo en cuenta que, revisando los medios de comunicación más importantes, no encontramos ni una sola frase referida a lo que el candidato afirma haber incluido en su programa, así como tampoco existe mención alguna sobre la propuesta de la precandidata del FA. Las razones para que ambas cosas ocurrieran siguen siendo un misterio al momento de culminar esta nota. Seguiremos informando.

 

El presente es un servicio de Librumface.com, magazine digital, para el semanario Voces.


Comments