Editoriales


El silencio es casi una virtud

publicado a la‎(s)‎ 22 mar. 2017 16:12 por Semanario Voces


Últimamente unos cuantos políticos del Frente hablan de más.

Parece que la izquierda toda se “pepizó” y dicen cualquiera.

El conventillo “fernandino”  anda a nivel de zócalo y en descenso.

Lamento decirlo  pero Tabaré tiene razón: da vergüenza ajena.

Arde Troya en Maldonado y los dos dirigentes más importantes

se cobran mutuamente y sin piedad viejas cuentas a lanzazo limpio.

Mientras Helena se viste de escribana y deposita en cambio Nelson.

Entre tanto barullo mediático, la integración de la lista de oradores

para el  acto del 46 aniversario, a realizarse en Las Piedras,  se

vuelve el ombligo del Frente y surge el grito de guerra de las

senadoras amazonas: “Paridad o muerte” y  “No me representa”.

Lo central debería ser el contenido de los discursos, ¿no?

Además de tenerle un poco de compasión a la sacrificada militancia

que bien al estilo 70´, se debería  fumar la masa de seis oradores.

Las hormonas no llegaron al rio: se equilibró en dos y dos la oratoria

Nuestro “superstar” internacional sigue haciendo de las suyas.

Genera un hecho político armando quincho entre los blancos.

Y mientras desmiente sus ambiciones, murmura: “y pa´lo que hay”.

Pero quizás lo más destacado sigue siendo nuestro eterno  ministro

del Interior que a cada rato parece olvidarse de su rol institucional y

se mete a hacer política partidaria, criticando a diestra y siniestra.

¿Será que los titulares de esa cartera sufren el mismo síndrome de

los históricos presidentes  de Antel y sueñan con ser candidatos?

Si la memoria no nos falla, ninguno salió bien parado en esas lides.

El ministro del Interior ideal es aquel que ni aparece en los medios.

Hace su tarea y es la garantía de la institucionalidad republicana.

Asumirlo como trabajo en la sombra y no una rampa de lanzamiento

¿Quién recuerda a Jorge Bruni? Fue ministro del Interior de Tabaré.

Para finalizar la reflexión se esta semana, un pedido y un consejo:

Quedate Bonomi, pero callate la boca.

                                                                   A.G.

 

 

BASTA DE CHICANAS

publicado a la‎(s)‎ 15 mar. 2017 18:29 por Semanario Voces

La vida política en las dirigencias partidarias se asemeja a la cinta de Moebius.

O para hacerlo simple, como dice el refrán popular: “La alegría va por barrios”

Ayer la oposición agitaba los negocios de la empresa Aire Fresco con Venezuela.

Hoy el oficialismo sacude el escándalo del cambio Nelson y Sanabria en Maldonado.

La costumbre parece ser armar un circo mediático para darle al otro con un caño.

Al grado que algunos ministros salen a reclamar a los medios por no cubrir los hechos.

¿Tendremos desempleo cero? ¿Se acabaron los hurtos y rapiñas en nuestro país?

No es por nada, pero me parece que tanto Murro como Bonomi algún debe tienen, ¿no?

Para no mencionar a los opositores que ven amenazas a la institucionalidad por todos lados.

¿No sería una buena oportunidad para que se apruebe de una vez por todas la famosa y  tan

esperada Ley de Financiación de los partidos políticos que duerme en el Parlamento?

Estamos a dos años y medio de que comience  el ciclo electoral del 2019, o sea es ideal votar

a la brevedad las normas que le den transparencia a las futuras campañas políticas.

Todos sabemos que hay mucha guita que fluye hacia los partidos en forma poco clara.

Es sabido de empresas que históricamente aportan a todos los partidos políticos.

Sabemos que los medios masivos cobran según la simpatía partidaria de los permisarios.

Nadie ignora el uso de la gestión pública para posicionarse como futuros candidatos.

Las reglas del juego no son justas para todos los concursantes, lo que peca de antidemocrático.

Es hora de que todos los partidos miren hacia adelante en este tema, sin pensar en la

coyuntura, el gobernante de hoy puede ser el opositor de mañana, y viceversa por supuesto.

Se trata de fijar normas a largo plazo, para cuando los protagonistas de hoy ni siquiera

figuren en el ruedo político, y no pensar en sacar ventaja en las próximas elecciones.

La institucionalidad uruguaya tan sólida en varios aspectos,  es absolutamente endeble en este

campo y los organismo de control carecen de recursos como para ejercerlo responsablemente.

Ya va siendo hora de cambiar la pisada y establecer una política de estado sobre el tema.

MUJERES

publicado a la‎(s)‎ 9 mar. 2017 6:17 por Semanario Voces

Basta de hipocresía, somos una sociedad machista.

Festejamos el día internacional con bombos y platillos.

Y a esta hora hay una mujer golpeada.

Hacemos un acto solemne en la intendencia.

Y hay una madre pidiendo limosna en un semáforo.

El Ministerio de Defensa le otorga el día a las mujeres de su cartera.

Mientras muchas otras mujeres se prostituyen para sobrevivir.

El camino a la equidad es muy largo y los ingenieros que lo

construyen en su mayoría llevan pantalones.

Las mujeres que se destacan tienen que actuar como hombres.

El cambio cultural es difícil y la mayoría de los guionistas usan bigotes.

Hombres y mujeres, todos somos machistas. Así que basta de trucos.

No podemos prescindir en ningún nivel del aporte femenino.

Si las mujeres se integran, deciden, dirigen a la par de los hombres

No vamos a necesitar más un 8 de marzo.

                                                       Fragmentos del editorial de VOCES del 10/3/2005

 

La vida es femenina, también la naturaleza.

Igual que la fuerza, la memoria y la paciencia.

Lo mismo que la inteligencia y la innovación.

 Las siete fallas capitales tienen su género:

Avaricia, envidia, gula, ira, lujuria, pereza y soberbia.

 En plural las artes son de ellas, letras, pintura, música.

Son dueñas de la ciencia, la filosofía y la investigación.

 Dirigen la política, ya sea de izquierda o de derecha.

 Manejan la propiedad privada, la plusvalía y la explotación.

Tutelan la lucha, la guerra, la huelga y la revolución.

Rigen la república, la libertad, la paz y la democracia.

Administran la fe, la mística, la religión y la iglesia.

 Conducen la alegría, la fiesta, la risa y la esperanza.

Traen la razón, la lógica, la contradicción y la dialéctica.

Portan la belleza, la simpatía, la ternura y la sensualidad.

Mueven las horas, las semanas, las décadas y las épocas.

Sacuden la amargura, la felicidad, la bronca y rebeldía.

 Brindan la entrega, la generosidad, la ilusión y la amistad.

 Marcan, testarudas, la larga ruta a la libertad y la igualdad.

                                                                              Fragmentos del editorial de VOCES del  8/3/2012

 

Algo se ha avanzado, resta mucho por hacer.

LA INSOPORTABLE PESADEZ DEL MACHISMO

publicado a la‎(s)‎ 23 feb. 2017 11:54 por Semanario Voces


En los últimos tiempos hay un renacer de un seudo debate de género entre dogmáticos.

No se analizan argumentos en profundidad sino más bien se lanzan insultos y diatribas.

De un lado gritan amablemente: “feminazis” y  del otro responden con amor: “machifascistas”

Gran nivel de inteligencia y sensibilidad muestran  todos los que dicen estar contra la violencia.

Seamos francos, Uruguay es un país profundamente machista y eso incluye toda la población.

Hombres y mujeres, viejos y jóvenes, pobres y ricos, ignorantes o académicos, nadie zafa.

Que levanten la mano los hombres que han tomado licencia paternal para cuidar a sus hijos.

Que den un paso al frente las mujeres que no se tiñen las canas o no critican la ropa de otras.

¿Cuántos viejos no han dicho nunca que los nenes no lloran y que las nenas deben ser serias?

¿Hay algún joven que condene la prostitución como un resabio de la esclavitud humana?

Los prejuicios cortan transversalmente a toda la sociedad aunque se disfrace con el lenguaje.

La “chica que ayuda” en  la casa residencial es la “sierva” en el rancho del asentamiento.

La escultural y bella fémina de la facultad es la mina que esta pa’ darle del baile plancha.

Hay un imprescindible cambio cultural pero que no puede ser ajeno a la situación social.

Hay un feminismo liberal de elite que busca solo escalar posiciones políticas u económicas.

Pero hay un machismo intelectual que desprecia la desigualdad existente entre géneros.

El cambio de sistema económico no garantiza nada por sí mismo, ¡Remember la URSS!

Pero ignorar la explotación femenina como causa primera de sumisión de la mujer, tampoco.

Está muy bien que se haga una movida internacional en varias decenas de países como el paro

del próximo 8 de Marzo,  no solo por la violencia, sino también  por la igualdad, la

independencia económica y el poder decidir sobre su cuerpo de cualquier mujer.

Lo que no convence es que los hombres nos subamos al carro de esa medida de lucha.

Ese día, son ellas las protagonistas y los  “machos” orientales debemos dar un paso al costado.

Ese día, lavaremos platos, cuidaremos niños, haremos mandados o limpiaremos los baños.

La mejor solidaridad  posible es realizar todas las tareas que mayoritariamente hacen ellas

todos los otros trescientos sesenta y cuatro días.  ¡No seas machista, hacete cargo!

 

Alfredo García

 

 

Liderazgo se busca

publicado a la‎(s)‎ 16 feb. 2017 10:50 por Semanario Voces   [ actualizado el 16 feb. 2017 10:52 ]



Impera una sensación de que el país está parado y todos flotan.

Más allá algunos hechos menores que se masifican por medios y

redes sociales generando creativos titulares y ridículos debates.

Pitufos, el neo Varela, Pato Celeste, temas trascendentales, ¿no?

La impresión es que no pasa nada importante y todos aguardan

por la llegada de la planta de UPM o por las elecciones de 2019.

La cuestión es que no se visualiza dirección política en el gobierno.

El Presidente habla poco y los ministros a veces intentan decir algo.

¿Hacia dónde va la tercera administración del Frente Amplio? 

¿Qué se hará en los próximos años? ¿Cuál es el buque insignia?

El mostrar cifras o estadísticas no modifica la realidad existente.

¿Hay alguien pensando estrategia en el gobierno de  la izquierda?

Parece que los jerarcas hacen la plancha para no ser cuestionados.

Por otro lado la organización política sigue sus propios carriles.

Mas preocupada por sus parcelas de poder internas que por

intentar captar  nuevas voluntades para trabajar por el cambio.

Resulta difícil defender la gestión frentista mencionando  los logros

del primer gobierno que se hicieron hace siete años atrás.

Resulta imposible justificar los zafarranchos del segundo periodo.

Y nos cuesta ver que se va a hacer  durante el tercer quinquenio.

Hoy está de moda hablar de Finlandia como paradigma a seguir.

En la década del 80 ese país era el Paraguay de los países

nórdicos y su gente era la mano de obra barata de sus vecinos.

La cuestión es que dos décadas después se volvió otro país.

¿Cómo hicieron?  ¿Son magos?  ¿Descubrieron petróleo?

La clave está sin duda en planificación, gestión y el trabajo duro.

Los finlandeses son tan tangueros como los rioplatenses y su

orgullo nacional se basa en el “sisu”, su versión de la garra charrúa.

Si un país de seis millones pudo cambiar tanto en tan poco tiempo:

¿Cómo no podemos hacerlo nosotros con la mitad de población?

Se precisa de voluntad política, estrategia de desarrollo y del

imprescindible liderazgo que nuestros viejos lideres ya no inspiran.

Muchachos, la renovación no pide permiso, se hace confrontando.

                                                           Alfredo García

 

 

 

Paredes de cristal

publicado a la‎(s)‎ 8 feb. 2017 16:19 por Semanario Voces


 

Volver después del largo receso veraniego no es tarea fácil.

¿Cómo comentar  en unas pocas líneas todo lo sucedido?

A fuerza de intentar hacer síntesis y para no caer en opiniones

nuevas de noticias viejas vamos a a tomar un solo hecho reciente.

Se acaba de renovar la Junta de Transparencia y Ética Pública

y fueron nombrados las nuevas autoridades  de la JUTEP.

Ricardo Gil Iribarne, Daniel Borrelli y Matilde Rodríguez Larreta.

De cada pueblo un paisano, acorde con la tradición republicana.

Ojala los criterios elegidos se extiendan a otros ámbitos del estado.

Pero lo central es como va a funcionar la JUTEP de aquí en más.

Sin lugar a dudas no puede ser un ente testigo sin recursos

humanos o tecnológicos para la titánica tarea que tiene por delante.

No puede ser un simple depósito de declaraciones juradas que

junten polvo u ocupen memoria sin que nadie siquiera las mire.

El cambio en la gestión de este organismo debería ser el puntapié

inicial para que toda la ciudadanía tenga acceso a la información.

En un país donde el secretismo es una práctica común, es hora que

se comience desde  lo estatal a practicar con la cristalinidad total.

En varias de las democracias del mundo el hombre de la calle

accede al contenido de los correos electrónicos de sus gobernantes

En muchos países las declaraciones de impuestos son públicas.

Nadie debe temer si se mantiene dentro de las reglas vigentes.

El discurso de la privacidad muchas veces es excusa  para ocultar

conductas delictivas  o practicas reñidas con la moral o la ética.

Bienvenidas las paredes de cristal en la administración pública.

La transparencia es un arma de destrucción masiva de la corrupción

 

2017: A PONERSE LAS PILAS

publicado a la‎(s)‎ 14 dic. 2016 14:09 por Semanario Voces

El último número del año nos motiva a mirar detenidamente el futuro próximo.

Nos preocupa la pasividad del gobierno nacional y del gobierno de Montevideo.

Vamos para dos años del tercer periodo del Frente Amplio gobernando y no

se visualiza un accionar ejecutivo y contundente en varios temas importantes. 

Hay áreas que parece se está haciendo la plancha y esperando milagros.

Si después de dos años no se muestra eficacia en un cargo: afuera y bailando.

Cambiar jerarcas no es un signo de debilidad, al contrario demuestra fortaleza.

Los problemas sociales que tenemos no deben ser ignorados por más tiempo.

Los postergados de siempre no pueden seguir esperando las mega inversiones

Se precisa un gobierno en acción y que demuestre voluntad política de cambio.

Pensar menos en las próximas elecciones y más en la vida cotidiana del pueblo

Hay que salir de la burbuja estadística y embarrarse, la vida está en otra parte.

Por su parte la intendencia montevideana ya agotó su extensa luna de miel.

Ya bancamos la susurrada queja de la enorme herencia maldita compañera.

Ya nos fumamos excusas de todo tipo por el reiterado problema de la basura.

O se muestra gestión de una vez por todas o no hay más crédito ciudadano.

Los equilibrios políticos del gabinete no pueden disculpar la incompetencia.

La gente y sobre todo los frentistas queremos ver resultados luego de 26 años.

Dicen que el 2017 que se viene, es un año bisagra para gobierno y oposición.

Por encima de intereses partidarios deben primar las necesidades de la gente.

Que se ocupen los partidos de la cuestión electoral y que el gobierno gobierne.

Y  todos los que quieran hacer campaña que dejen los cargos para otros.

Sería bueno que el nuevo año nos traiga la ética de la responsabilidad en

nuestros gobernantes, porque todavía en nuestro país queda mucho por hacer.

                                               Alfredo García

EL GENERAL EN SU LABERINTO

publicado a la‎(s)‎ 7 dic. 2016 13:16 por Semanario Voces   [ actualizado el 7 dic. 2016 13:17 ]



¿Qué pasaría por la cabeza de ese tal Liber hoy en día?

Dejémoslo hablar con sus palabras del 25 de febrero de 1996:

“Quiero comentar con ustedes el verdadero sentido de la vida política y de la lucha política. Nacimos para cambiar este país”.

“No queremos el ataque personal, no lo practicamos.                    Nosotros invitamos una vez más a nuestros adversarios políticos a fijar y seguir reglas claras del juego político. A contraponer, repito, principios y programas, no a herir a las personas. Nos reservamos, claro está, la función de vigilancia y contralor, la denuncia de la corrupción, el resguardo de la “res pública” y en eso seremos inexorables.                                                                                        Y es acostumbrarnos a la responsabilidad de nuestros actos, acostumbrarnos a examinar nuestros traspiés o nuestros fracasos. No tener aquella posición elemental de achacar todos los problemas al imperialismo y a la oligarquía, que son, sí, responsables de la situación en que se encuentra el mundo entero y nuestro país.

Pero que constituye muchas veces un escape fácil frente a nuestros errores, achacar, repito, todo al imperialismo y a la oligarquía.

Y no es así.

Debemos medir cuidadosamente nuestros errores, como única forma de superarlos y de marchar por la buena senda. Porque no es la derecha la culpable de nuestros errores, sino nosotros mismos”.

“El otro elemento tiene que ver con la necesidad de coherencia y de consistencia de nuestro Frente Amplio para ser contundente en la acción política. Y esto requiere, de todos y cada uno de nosotros una posición unitaria con respecto a los objetivos que perseguimos, un colocar, por supuesto los intereses comunes, los intereses del Frente, los del país y los del Frente, por encima de nuestros propios intereses o de nuestro sector. Lo comentábamos hoy de mañana, cuando rendíamos nuestro homenaje a los fundadores del Frente”.

“Lo primero que hicieron fue abatir, digo yo, los alambrados de las chacras chicas para formar el campo común donde moverse. No cometamos el terrible pecado de andar cercando las chacras chicas. Por eso recuerdo hoy a los heroicos compañeros frenteamplistas 25 años después y convoco a tomar ejemplo de ahí: la historia se vive para recoger sus enseñanzas”. 

“PERO, PARA MI, MI PALABRA ES UN CAPITAL FUNDAMENTAL DE MI ACCIONAR PERSONAL Y POLÍTICO”. 

 

El mejor homenaje a Seregni es seguir sus pasos.

¡Salud General!

FIDEL Y LA RELIGIÓN

publicado a la‎(s)‎ 30 nov. 2016 14:36 por Semanario Voces


 

 

Nosotros somos quien somos.
¡Basta de Historia y de cuentos!
¡Allá los muertos! Que entierren como Dios manda a sus muertos.

Ni vivimos del pasado,
ni damos cuerda al recuerdo.
Somos, turbia y fresca, un agua que atropella sus comienzos.

De cuanto fue nos nutrimos,
transformándonos crecemos
y así somos quienes somos golpe a golpe y muerto a muerto.

¡A la calle! que ya es hora
de pasearnos a cuerpo
y mostrar que, pues vivimos, anunciamos algo nuevo.

No reniego de mi origen
pero digo que seremos
mucho más que lo sabido, los factores de un comienzo.

 Fragmentos del poema  "España, en marcha" de
Gabriel Celaya

 

 

 

Soy parte de esas generaciones que vibramos con la revolución cubana.

 

Soy uno de los que luego de escuchar en discos de vinilo el vozarrón de

 

Fidel leyendo la 2ª. Declaración de La Habana, intentamos cambiar el mundo.

 

Soy uno más que con el asesinato del Che sentí perder un ejemplo de vida.

 

Fui de los sorprendidos por el apoyo cubano a la invasión a Checoslovaquia.

 

Fui de los preocupados por el Caso Padilla y la censura en la isla caribeña.

 

Fui uno de los discrepantes con la frase: “el pluripartidismo es pluriporquería”.

 

Fui uno de los incrédulos  con las razones del fusilamiento del Gral. Ochoa.

 

Soy uno de los que reconoce la inmensa solidaridad del pueblo cubano.

 

Soy uno de los que cree en que ningún niño en Cuba duerme en la calle.

 

Soy de los que  admite los avances en la salud y la educación  cubana.

 

Pero la raíz republicana de nuestro país nos hace cuestionar el autoritarismo.

 

Y la herencia laica nos para de punta frente a cualquier  religión estatal  y no

 

comulgamos con ningún dogma  así se llame: catolicismo o castrismo.

No nos tragamos el verso de que haya un pueblo incapaz de decidir libremente.

 

Y no hay excusa ni bloqueo que valga para el ejercicio de la libertad absoluta.

 

Si fuera cubano,  seguramente estaría igual que Sabina, en la cárcel o el exilio.

 

No me caben dudas de la enorme influencia de la revolución cubana y Fidel

 

en los últimos sesenta años así como también de sus enormes errores.

 

Retomando el  famoso discurso de 1962: Hemos dicho basta y echado a andar!

 

Solo cabe esperar que Cuba sin el lastre de Fidel, puedan comenzar  una

 

revolución en la revolución, para llegar más temprano que tarde a la libertad.

  

                                                                                                  Alfredo García

 

 

 

 

 

FAHRENHEIT 2016

publicado a la‎(s)‎ 23 nov. 2016 17:33 por Semanario Voces

 

Hay ciertos hechos  locales que nos recuerdan la ciencia ficción.

Varios intentos de coartar la libertad de expresión que alarman.

La denuncia hecha por el Ministerio del interior a @Chorros_uy.

La protesta de la Armada a La Diaria por una nota de humor.

La juntada de firmas en contra de una telenovela turca de Canal 4.

Y la queja de un colega por mencionarlo en  la sección de twitters.

¿Estamos perdiendo  los uruguayos el sentido del humor?

¿Se sienten atacados en su honor  los gobernantes y jerarcas?

¿Estamos pregonando la censura de lo que no nos gusta?

¿Quién determina lo que se puede ver, opinar, leer o criticar?

Sabemos  que las altas esferas defienden la cultura del secretismo.

Y eso pasa de negarse a comisiones investigadoras parlamentarias

hasta a oponerse a  aprobar  la limitación del secreto bancario.

Ocurre de que sindicatos descartan auditorias comprometedoras.

Y líderes y personajes mediáticos que no aceptan la mínima crítica.

Están los “Robespierres” de las redes que degüellan a mansalva.

Y los “Catones” de ONG que lucran lindo censurando duro y parejo.

¿Vamos en camino hacia una sociedad de pensamiento único?

¿Estamos yendo a convertirnos en un país  de Ray Bradbury?

¿Dónde los únicos autorizados a opinar sean Hombres Ilustrados?

¿Y la historia nacional  sea una versión de  Crónicas Marcianas?

 

Tenemos como nación una trayectoria libertaria insoslayable.

No podemos permitir que  se coarte de ninguna manera.

Hay que erradicar a los enanos fascistas y a los petizos estalinistas.

Recordemos la  vieja frase de Goethe:

 “Sólo es digno de  libertad quien sabe conquistarla cada día.”

 

                                                                                               A.G.

1-10 of 269

Comments